Tag Archives: vidas pasadas

Si presentas estos signos, significa que ya has reencarnado muchas veces

signos-reencarnacion_3bb0e5c03940b1ce01c319435c999d74

“Pew Research poll” realizó una encuesta bastante reveladora: el 25% de los estadounidenses creen que después de morir, las almas reencarnan para vivir de nuevo.

Tal parece que la creencia de que, la esencia individual de las personas, es decir, mente, alma, conciencia o energía, adoptan un cuerpo material más de una vez, está ampliamente aceptada por una gran cantidad de personas.

Algunos piensan que la reencarnación sucede en cualquier criatura viviente, y cuanto mejor se haya comportado alguien en una vida, mejor criatura le tocará en la siguiente.

Si tú estás en ese porcentaje mundial de personas que creen en la reencarnación (o no), tenemos 7 signos para que descubras si ya has reencarnado varias veces.

¡Averigua si esta no es tu primera vida!

1. Tus sueños se repiten, una y otra vez.

Los sueños reflejan la mente inconsciente, y los sueños recurrentes no siempre son un síntoma de algún trauma, también pueden mostrar imágenes de tus vidas pasadas.

Varias personas han afirmado que experimentaron acontecimientos muy específicos, que vieron a personas determinadas, o que han tenido consciencia de lugares totalmente ajenos a su vida real, pero que de alguna manera los identifican.

2. Tienes un fuerte instinto.

La intuición es la capacidad de conectar la mente consciente con la inconsciente para obtener la sabiduría necesaria y poder resolver alguna situación específica.

Es algo que todos tenemos, esa voz interna que nos habla, a veces nos grita, y que muchos le hacemos caso con más frecuencia que otros.

Pero, en ocasiones, esta fuerza sobrepasa lo natural y roza los terrenos de un vidente.

3. El intrigante Déjà vu.

El término es francés y significa, literalmente, “ya visto”.

Es como tener una abrumadora sensación de familiaridad con algo de lo que no estás familiarizado en absoluto.

Una extraña sensación de haber experimentado con anterioridad algún momento, algún evento, algún lugar, alguna persona.

Algunos lo atribuyen a una disonancia neurológica, otros afirman que refleja las posibilidades de otras dimensiones.

Otro más, creen que revela un poco más de las vidas pasadas que esa persona ha tenido.

4. Precognición.

La precognición es un tipo de “Visión del Futuro”, donde conoces y te llega información de los eventos que todavía no han sucedido, y te llegan en forma de visiones, sentimientos, y/o sensaciones.

No está del todo claro por qué puede suceder.

Tal vez exista una especie de conciencia colectiva formada por los pensamientos de todas las personas que fluye más fácilmente a través de aquellos que ya han reencarnado.

Pero no podemos afirmar nada.

5. No perteneces a este mundo, ni a esta época.

Sientes incomodidad, molestia con todo el mundo que te rodea, y te rodea un fuerte anhelo por encontrar tu verdadero hogar, tu propio tiempo.

Esto puede ser resultado de un llamado, ese lugar místico donde todas las almas confluyen, porque se dice que las “esencias” que ya cumplieron con su misión y su ciclo, sienten una necesidad básica por regresar a su casa.

6. Una fuerte conexión emocional con culturas específicas o períodos de la historia.

Digamos que naciste en 1990, pero que no te pierdes ninguna película, libro, o cualquier cosa, de los años 20’s.

Quizás naciste en Bogotá, pero te sientes en casa cuando visitas Lisboa.

Sientes un fuerte apego por otro lugar y otra época que no tiene explicación lógica.

Es una señal clara de tener un fuerte interés en diferentes períodos de tiempo y culturas, debido a que alguna de tus vidas pasadas aconteció en esos lugares y en esas épocas.

7. Miedos y fobias inexplicables.

Por ejemplo, es posible que en tu infancia hayas tenido una terrible experiencia en un río, en el mar o una alberca, pero no lo recuerdas.

Nuestro cerebro puede bloquear recuerdos traumáticos, como un mecanismo de supervivencia. Por otro lado, una fobia puede existir sin ningún contexto aparente.

Esto es algo que ocurre de manera natural.

Sin embargo, experimentar un miedo extraño, a las arañas, a los cuchillos, a las armas, sin haber tenido experiencia negativa alguna con cualquiera de ellos, es posible que sean resultado de recordar la muerte o algún trauma terrible de alguna vida pasada.

Fuente: lafichaquefaltaba.com

Cómo reconocer a quienes conociste en Vidas Pasadas

¿Cómo puedes reconocer a quienes conociste anteriormente?

https://lamenteesmaravillosa.com/wp-content/uploads/2013/10/article_13811559374-1024x768.jpg

En una multitud de extraños, a veces hay una persona que, al primer encuentro, sientes que la conoces desde hace mucho tiempo.

Con otras jamás percibes esa afinidad, a pesar de que puedas tener una gran relación con ellas. Si estás libre de prejuicios y no permites que te engañe la atracción sexual, cuando encuentres almas cuyos rostros y personalidades te atraigan con mucha más fuerza que otras, es muy probable que hayas conocido a esas almas en el pasado.

Una pequeña prueba ayudará también a determinar cuáles son las verdaderas amistades del pasado.
Tal vez tengas muchos supuestos “amigos”, que te dirán que eres maravilloso y estarán de acuerdo con todo lo que digas. Tales individuos te necesitan porque quieren obtener algo de tí para su propio beneficio. Los verdaderos amigos no desean más que disfrutar de tu presencia.

A veces, la prueba que distingue a los amigos reside en la forma en que se comportan contigo cuando has hecho algo que les provoca o contradice.

Quienes en verdad te aman nunca tomarán represalias ni te abandonarán, a pesar de que puedan existir desacuerdos.

Tus auténticas amistades de otras vidas te brindarán un amor sin condiciones.

Hagas lo que hagas, ellos siempre te ofrecerán su amistad. Cualquiera que te ame de manera incondicional es alguien a quien ya conociste con anterioridad. Esa es la clase de amistad que igualmente tú debes prodigar.

Al analizar quiénes son tus amigos de vidas pasadas, un rasgo que también te resultará revelador es el grado de afinidad que sientas con ellos.

Conforme concentres gradualmente tu conciencia en el desarrollo de una amistad verdadera con otra persona, advertirás que comienzas a conocer lo que esa persona sentirá o cómo responderá, aún antes de que reaccione.

Si puedes hacerlo poco tiempo después de haber iniciado la relación, con seguridad conociste a esa persona en vidas pretéritas.

Estos son algunos de los signos por los cuales sabemos quiénes fueron nuestros amigos del pasado.
Sé cordial con todos, mas no esperes que ellos sean tus amigos, a menos que hayan pasado estas pruebas. A quienes no las pasen, prodígales amor y consideración, pero recuerda que no están preparados para recibir tu amistad.

No debes permitir que tu corazón o tus sentimientos resulten afectados. La mansión de la amistad debe edificarse sobre cimientos sólidos.

Si disientes de lo que piensan tus amigos y pierdes su estimación debido a éso, sabrás entonces que no eran, en verdad, tus amigos.

No debes tratar de edificar la mansión de la amistad sobre las arenas de tales relaciones.
La mayoría de las personas son egoístas; desean complacer a los demás por lo que puedan obtener de ellos.

Dichas personas dicen “Si” indiscriminadamente, impulsados por la conveniencia del momento.
Nunca renuncies a tu libre albedrío ni comprometas tu conciencia e ideales para obtener algún provecho. Mantente fiel a los más nobles principios.

Del libro “El Viaje a la Iluminación”.

Fuente: reikiterapiasalternativas.blogspot.com.ar

Regresión a tus vidas pasadas. Sigue las instrucciones

El estado de concentración relajada es completamente normal y, por lo tanto, no entraña ningún peligro. Siempre que lo desee, puede regresar al estado de conciencia plena.

Es muy importante tener presente los aspectos siguientes:

1. Resulta imposible quedar atrapado en el estado hipnótico, pues sólo se trata de un tipo de concentración.

Usted puede abrir los ojos y terminar el proceso en cualquier momento.

2. Usted siempre tiene el control.

3. Es imposible que haga algo en contra de su voluntad o sus principios.


4. Nunca dirá o hará algo en un estado de inconsciencia, pues la hipnosis no es como estar dormido.

La persona hipnotizada es consciente en todo momento de sus pensamientos, y su subconsciente permanece activo y despierto.

5. La hipnosis es como soñar despierto, no como estar anestesiado.

Lo único que tiene que hacer es mantener una actitud receptiva y sin prejuicios.

No tiene nada que temer o perder, y lo que obtendrá mejorará en gran medida la calidad de su vida.

Recuerde que si algún recuerdo o experiencia que perciba mientras escucha el CD lo hace sentirse incómodo, puede flotar por encima de la escena y observarla desde la distancia, como si viera una película.

También puede abrir los ojos y terminar la meditación en cualquier momento.

Sepárese de las emociones. Mantenga siempre el control de la situación.

Si por el contrario, se siente cómodo durante la regresión, preste atención a todos los detalles, ya sean visuales o de otro tipo.

Le sorprenderá lo que puede experimentar y aprender.

Los miedos y los trastornos que padece en la actualidad disminuirán de una forma espectacular y es probable que perciba su verdadera naturaleza espiritual.

Antes de empezar a escuchar la grabación, acuéstese en una cama o siéntese en un sillón cómodo; si la ropa le aprieta, aflójesela.

Asegúrese de que no haya distracciones ni interrupciones.

Quítese los zapatos, las gafas o los lentes de contacto. Relájese por completo. No cruce las piernas.

Si la música lo tranquiliza, puede poner un fondo musical suave.

Como alternativa, puede hacer que un amigo le lea el texto en vez de utilizar la grabación.

MUCHAS VIDAS, MUCHOS MAESTROS · BRIAN WEISS

El psiquiatra Brian Weiss relata en éste, su primer libro, una asombrosa experiencia que cambió por completo su propia vida y su visión de la psicoterapia.

Una de sus pacientes, Catherine, recordó bajo hipnosis varias de sus vidas y pudo encontrar en ellas el origen de muchos de los traumas que sufría. Catherine su curó, pero además logró ponerse en contacto con los Maestros, espíritus superiores que habitan los estados entre dos vidas, de los que recibió mensajes de sabiduría.

Este relato sigue siendo de obligada lectura para los que buscan un nuevo sentido espiritual.

 

Fuente: ojodeltiempo.com

Reencarnación | TerapiaDirecta Blog

Resultado de imagen de reencarnacion

Reencarnación: pruebas contundentes

Por más de 4 décadas el doctor Ian Stevenson, profesor de la Universidad de Virginia, se dedicó a investigar la reencarnación. En los años 50 ya publicaba comentarios acerca de la investigación sobre la reencarnación en el periódico de la American Society for Physical Research (ASPR).

Resultado de imagen de reencarnacion

Reencarnación en 1500 casos

En su libro “Reencarnación” (edición original de 1966 en el Journal of ASPR, nueva edición con investigaciones adicionales en 1974 por la University Press of Virginia y primera edición en alemán en 1976), el doctor Stevenson publicó por primera vez un extenso informe acerca de sus estudios de campo en torno a la reencarnación. Recogió más de 1,500 casos, en los que muchos, en su mayoría niños, creían recordar una vida pasada; de estos casos presentó 20  bien documentados.

Debido a su naturaleza, los métodos utilizados en este caso no eran experimentales ni se llevaron a cabo en laboratorios; se trató de métodos como los empleados por los abogados o los historiadores en la búsqueda de la verdad. Stevenson trató de obtener documentos que dataran de la época en que aparecía el recuerdo, o situados un poco después. Recogió evidencia de varios testigos acerca de los acontecimientos, primero de la propia familia y después los de la familia “previa” –es decir, de la familia en la vida que se recordaba-, y puso gran énfasis en una verificación independiente del caso.

El autor cuestionó a los testigos en diferentes intervalos de tiempo, de cada informe realizó un protocolo exacto y verificó qué tanto diferían las declaraciones entre sí. En una investigación meticulosa, sintetizó los datos obtenidos en cada uno de los casos y publicó el informe. En su famoso libro científico, se esmeró por presentar los casos de acuerdo a un esquema uniforme:

  • Resumen del caso
  • Listado de las personas que fueron interrogadas, de las situaciones que condujeron a ello y de las personas presentes.
  • Observaciones especificas del caso (particularidades, anomalías geográficas, personales o de comportamiento o la presencia de lunares etc.)
  • Un listado resumido de los informes protocolizados de los testigos.

Después abordó las hipótesis contra la reencarnación y enunció en qué parte de sus ejemplos, dichas hipótesis eran válidas y también las partes en que la evidencia no las sustentaba, e incluso aquellos ejemplos que desechaban por completo esas hipótesis contra la reencarnación.

De ello obtuvo como resultado un extenso esquema de los “recuerdos” que los niños narraban de una corporificación anterior, con información acerca de lugares, parientes, amigos y circunstancias que estaban conectados con su personalidad anterior, y a la vez revelaban experiencias que sólo podían ser conocidas por la persona en su vida previa y por sus allegados más cercanos.

Nadie pudo refutar el estudio  

A pesar de que a menudo su trabajo es cuestionado por el escepticismo científico y es minuciosamente puesto a prueba, se puede afirmar que hasta hoy –50 años después de la primera publicación– ninguno de los casos presentados por Stevenson encaja en las hipótesis que los escépticos pusieron contra su trabajo.

Por el contrario, el mismo Stevenson invita a que otros investigadores verifiquen sus hallazgos mediante pesquisas independientes, es decir, que no sólo interpreten sus observaciones o las hipótesis en contra, sino que hagan sus propias indagaciones independientes bajo sus propios parámetros.

Resultado de imagen de reencarnacion

La rencarnación explica fenómenos inexplicables

De manera independiente el uno del otro, los psicólogos Erlendur Haraldsson (25 casos en Sri Lanka) y Jürgen Keil (60 casos en Burma), así como la antropóloga Antonia Mills (38 casos en el norte de India) llevaron a cabo sus propios estudios.

En un trabajo que publicaron en conjunto (Replication Studies of Cases Suggestive of Reincarnation by Three Different Investigators, Journal of ASPR 88, 1994), los investigadores llegaron a la conclusión de que en un 80% de los 123 casos, se pudo identificar una personalidad de la que los niños conocían hechos que no podrían saber bajo condiciones normales (como por narraciones, contactos con los alrededores en que se desenvolvía esa persona previa, etc.); lo único que parecía factible era la reencarnación.

Jürgen Keil dedicó otro estudio especialmente a la hipótesis contra la reencarnación más pesada que existe, según la cual el envío de información acerca de una personalidad previa hacia el niño actual, se debe a procesos normales no intencionales. Por ejemplo, cuando el niño y la personalidad previa que recordaba provenían de la misma familia o del mismo sitio, miembros de las familias involucradas tenían muchas relaciones entre sí; también influía que personas importantes pensaran que el niño era la personalidad anterior.

Keil mostró casos en que uno o más de los factores mencionados eran ciertos: los padres esperaban que determinada persona reencarnara en esa familia, o los lunares indicaban una encarnación previa o las familias tenían una buena relación entre sí. Aunque en estos casos las condiciones (la expectativa de personas importantes, lunares, narraciones y suposiciones del paradero de la persona fallecida, etc.) eran perfectas para que el niño comenzara a hablar de una vida anterior, esto no sucedía: el niño permanecía callado al respecto.

Así probó que no se puede simplemente asumir que dichas circunstancias hacían que los niños “recordaran” una vida anterior, pues existían suficientes  casos en los cuales, a pesar de todas estas circunstancias, los niños callaban. (Niños que se acuerdan de una vida anterior: un análisis de las características indirectas de la hipótesis paranormal, Revista de Parapsicología y Zona Fronteriza de la Psicología 38, 1996).

Con “Reincarnation and Biology: A Contribution to the Etiology of Birthmarks and Birth Defects“, en 1993 Stevenson por fin pudo hacer una nueva publicación que liberó completamente de duda a sus investigaciones. Desde que indagó los primeros casos se dio cuenta que muchos de los niños que hablaban de una vida previa, mostraban lunares u otras características corporales que parecían estar relacionadas con la personalidad que recordaban. Al investigar al respecto pudo confirmar que un 35% de los niños   presentaban lunares o defectos congénitos que podían estar relacionados con episodios de esa vida pasada. En una enciclopedia de 2 tomos con 225 casos documentados, Stevenson publicó pruebas fotográficas que no se podían explicar como “recuerdo falso, intercambio convencional de información o expectativas de personas importantes”.

Resultado de imagen de reencarnacion

Recuerdos detallados – caso A. Wijeratne o Ratran Hami

Expondremos brevemente uno de los casos que mostraban algunas particularidades. El 17 de enero de 1947 un niño llamado A. Wijeratne nació en un pueblo de Ceilán; su brazo y pecho derecho tenían una deformación notable. Por lo demás, el muchacho se desarrolló normalmente. Cuando tenía 2 años y 1/2 comenzó a andar por la casa de sus padres y a sostener conversaciones consigo mismo. Este extraño comportamiento llamó la atención  de su madre, quien empezó a seguirlo para espiar sus conversaciones. Sorprendida, escuchó cómo su hijo de 2 años y 1/2 atribuía su deformación al hecho de haber matado a su esposa en su vida anterior, cuando era Ratran Hami. El pequeño contaba detalles acerca de un delito sangriento del cual su madre no sabía una sola palabra.

Alarmada, la mujer le preguntó a su marido sobre las declaraciones de su pequeño hijo. Su esposo confirmó la veracidad de las narraciones y le contó por primera vez que su hermano menor, Ratran Hami, había sido ejecutado hacía 21 años (en 1928) por asesinar a su prometida.

Después de esto, el padre trató insistentemente que su hijo dejara de hablar acerca de su vida anterior, pero el niño continuó sus conversaciones acerca de esa experiencia mientras caminaba por la casa. Si otras personas le hablaban sobre la deformación de su brazo derecho, les contaba los detalles de su delito, de cómo él, tras el rechazo de su prometida de quien sospechaba infidelidades, se dirigió a su casa para afilar su Kris (daga de Malasia) en un tabla debajo de un naranjo.

Más tarde Wijeratne mostró a su familia el naranjo y la tabla que se encontraban en el mismo lugar 25 años después. Narró también que después de afilar su Kris, se dirigió al hogar de su mujer y la encontró con un hombre que consideraba su rival; mencionó incluso el nombre del sujeto, quien declaró como testigo ante un tribunal. Cuando su esposa (él consideraba que era su esposa, pues ya existía un compromiso matrimonial) se negó a irse con él, la acuchilló. También contó acerca del tiempo que estuvo preso y del momento de su ejecución.

Cuando tenía aproximadamente 4 años, narró sus recuerdos a un eminente monje, Ananda Maitreya, también profesor de filosofía budista en la Universidad de Colombo: le contó detalladamente acerca de una recolecta de limosna que sucedió 5 días antes de su ejecución y mencionó a 10 monjes y a los superiores que la habían dirigido. Cuando Wijeratne tenía unos 5 años y medio, espontáneamente dejó de hablar acerca de su vida anterior.

En este caso existen elementos que dejan claro que la reencarnación es un hecho. Debido al trasfondo budista de la familia, los padres estaban familiarizados con el concepto de reencarnación y atribuyeron la deformación del pecho y el brazo a un Karma (a cualquier Karma y no sólo al relacionado con la persona o las acciones de Ratran).

Además el padre actual era el hermano de la persona recordada (Ratran Hami), así que hasta el momento del primer interrogatorio por parte del doctor Ian Stevenson, habían conseguido cierta información sobre la vida del fallecido.

Por otro lado, se puede desechar la idea de que existiera un interés en relacionar al muchacho Wijeratne con una persona que había sido condenada y finalmente ejecutada por asesinato.

Al contrario, el padre (el hermano) ocultó este delito a su mujer, la cual era del mismo pueblo. Él la conoció y se casó con ella en 1936 (8 años después de la ejecución).

Sin duda alguna el comportamiento del niño de 2 años y 1/2 era también excepcional, pues por horas en sus soliloquios hablaba del asesinato de su mujer y de las circunstancias que lo condujeron a hacerlo.
Pormenores como los relacionados con su ejecución tampoco se pueden explicar de manera convencional.

Ni el padre (hermano) ni el niño de tres años podían saber algo de lo que había pasado. Y finalmente hay un detalle que por no ser importante, convence: antes de cometer el asesinato, Ratran Hami dejó una correa en casa de su tía y ella se la dio a su hijo, quien después sería primo de Wijeratne. Debido a peleas domésticas, las dos familias no tuvieron contacto entre sí por varios años.

Pero cuando Wijeratne tenía 6 o 7 años se encontró con su primo, quien llevaba puesta esa correa. De inmediato Wijeratne reconoció que la correa era de “su” propiedad, mejor dicho, propiedad de Ratran Hamis. Y como última referencia de que la reencarnación es la explicación de todo esto, están los defectos corporales que Wijeratne relacionó con las experiencias traumáticas de su “recuerdo”.

El comportamiento de Wijeratne siguió siendo extraño. Aunque creció y en la familia y en el colegio no tuvo ningún tipo de incidente especial, recibió ayuda psiquiátrica dos veces (en 1969 y 1973). En ambas ocasiones las crisis mentales se debieron a una relación con una muchacha: las relaciones fracasaron, lo cual fue percibido por Wijeratne como un rechazo, indicio que muestra que también compartía un patrón emocional con Ratran Hami.

Este ejemplo es tratado a fondo en el libro de Stevenson (Reincarnation and Biology: A Contribution to the Etiology of Birthmarks and Birth Defects) y se puede consultar.

Para terminar, se puede afirmar que el doctor Ian Stevenson mostró pruebas científicas acerca de la existencia de la reencarnación. Queda en manos de los científicos llevar a cabo investigaciones adicionales.

Renate Sacimata Kaderli (Suiza)
Fuente: revistamanu.com

¿Soy médium? ¿Qué hago? Síntomas, como darse cuenta y cómo protegerse

Algunos Consejos para médiums que acaban de encontrar el camino y están perdidos

http://static.blastingnews.com/media/photogallery/2016/6/8/main/ser-medium-y-mantenerse-en-la-luz_745927.jpg

Los primeros síntomas más comunes de que somos más sensibles o sensitivos que otras personas son, frío en la espalda, escalofríos, cambios de humor repentinos, ver sombras, sentir la energía de otra persona, sueños premonitorios.

Normalmente cuando empezamos a darnos cuenta de lo que nos ocurre, es toda una explosión en nuestro interior. Pero el primer consejo es saber diferenciar energías. Si vibramos en una energía negativa o baja, solo atraeremos problemas y entes no muy buenos, por eso las personas con este don deben aprender a protegerse y a mantenerse en la luz.

Ver espíritus no es un juego, ni siempre es divertido. Tampoco nos debe suponer un sacrificio para ayudar a otros. Es una etapa de desarrollo personal que pasaremos por altibajos hasta que le encontremos “El truquillo” a lo que nos pasa. Hay personas que llevan bien su mediumnidad otras lo llevan mal, o quieren apartar ese don de ellos. La mayoría de médiums cuando empiezan están desbordados y han pasado los últimos tiempos muy mal, ya que es debido a que no controlan su facultad, o la desconocen y hasta que no empiezan su camino, su vida es un desastre.  Tener el don ayuda, pero primero debes aprender. Básicamente es intención y actitud y siempre estar enfocados a la luz.

Piensa que al igual que sientes a los que te molestan, cuando controles tu don, también podrás sentir a los espíritus guías, que te ayudaran mucho en tu viaje. La luz siempre es más fuerte que la oscuridad, pero una vez tocas la oscuridad deshacerte de ella cuesta mucho.  Por eso jamás deberemos abrirle puertas a espíritus de bajas vibraciones. Si nos mantenemos en esa luz podemos conseguir con esa fuerza que espíritus dejen de molestarnos y obedezcan. Con el tiempo se aprende a ignorarlos y ellos se van, porque ven que no captan tu atención. Pero claro al principio todo es novedad y con tal de probarnos nos creemos a cualquier espíritu y podemos ponernos en riesgo. Por eso siempre hay que ser firmes con ellos.

Un buen ejercicio de protección es crear como una burbuja con tu propia luz y que nada pueda entrar ni llegar ninguna vibración a ti.

La principal protección y primera que deberemos hacer es, limpiar toda oscuridad que tengamos, traumas pasados, conflictos, bloqueos. Una vez nos liberemos de nuestra energía negativa, nuestra vibración subirá y será más difícil que malos espíritus nos molesten.

Hay que tener especial cuidado con los familiares fallecidos, ya que siempre no son nuestros guías ni ángeles. Puede que no haya hecho la transición a la luz y en vez de favorecernos nos perjudica. Hay que dejar las emociones fuera y ayudarlo.

Ser médium es tener facultades psíquicas, no tiene por qué ser hablar con espíritus, sino también la videncia, sanción, premoniciones, intuición… hay de varios tipos.
Tampoco somos un teléfono al más allá somos un medio, un canal. No podemos escoger con quien hablar normalmente, ni los espíritus pueden comunicarse ni estar a nuestra disposición cuando nosotros queramos.

Hay médium con facultades más y menos fuertes, y tener desarrolladas más una habilidades que otras. Por eso hay que estar constantemente trabajando con nuestras facultades, para conocerlas más y seguir trabajándolas día a día, sea con meditaciones, etc.

Fuente: Laura Martí
blastingnews.com